Fabrican productos con plásticos reciclados químicamente


Innovando en la economía circular a través de residuos plásticos como fuente de materias primas

El reciclado químico es una manera innovadora de reutilizar los residuos plásticos que actualmente no se reciclan, como los plásticos mezclados o contaminados. A depender de la región, lo regular es enviar este tipo de residuo a los vertederos o incinerarlo con recuperación energética. Pero el reciclado químico ofrece otra alternativa: usando procesos termoquímicos, estos plásticos pueden ser utilizados para producir gas de síntesis o aceite de pirólisis. Las materias primas recicladas resultantes se pueden utilizar como insumos para la producción industrial, en sustitución parcial de los recursos fósiles.

Sistemas de gestión de residuos adecuados y el comportamiento responsable de los consumidores en relación a los plásticos son cruciales para solucionar problemas como la contaminación causada por los residuos plásticos.

BASF, empresa alemana, está innovando en el reciclado de residuos plásticos a través de su proyecto ChemCycling. De forma inédita, la compañía ha fabricado productos que tienen por base residuos plásticos reciclados químicamente, siendo así, la pionera global en el sector.

"El uso responsable de los plásticos es esencial para solucionar el problema mundial de los residuos. Esto se aplica a las empresas, las instituciones y los consumidores. Con nuestro proyecto ChemCycling estamos utilizando el residuo plástico como materia prima, para contribuir con la reducción de la cantidad de residuos plásticos en el mundo", dijo el Dr. Martin Brudermüller, presidente del Consejo Directivo de BASF SE.  

De esta manera, BASF está colaborando con sus clientes y socios, que van desde empresas de gestión de residuos a proveedores de tecnología y fabricantes de embalajes, para establecer una cadena de valor circular.

De residuos a empaques de queso


Ya están desarrollando algunos productos como empaques para lácteos y paneles de aislamiento térmico.

En la etapa piloto de ChemCycling BASF ya está desarrollando con diez clientes de diversos sectores algunos productos, incluyendo empaques para lácteos, estantes para refrigerador y paneles de aislamiento térmico. Se puede fabricar productos que satisfagan los estándares del alta calidad e higiene - necesarios para el embalaje de alimentos - porque los productos ChemCycling suministrados por BASF cuentan exactamente con las mismas propiedades de los productos procedentes de recursos de origen fósil.

"Esta nueva forma de reciclaje ofrece oportunidades para modelos de negocios innovadores para nosotros y nuestros clientes, que ya dan valor a productos y embalajes hechos a partir de materiales reciclados, pero que no pueden o no quieren comprometerse en lo que se refiere a la calidad", agregó Brudermüller.

Como paso siguiente, BASF planea poner a disposición comercialmente los primeros productos del proyecto ChemCycling.

Manejo responsable 

Los plásticos ofrecen muchos beneficios en términos de aplicaciones técnicas, desde el área médica hasta aplicaciones cotidianas, siendo muchas veces, una alternativa mejor que otros materiales. El desafío está en gestionar de una manera responsable los plásticos post-consumo. Sistemas de gestión de residuos adecuados y el comportamiento responsable de los consumidores en relación a los plásticos son cruciales para solucionar problemas como la contaminación causada por los residuos plásticos.